El Vaticano habría recibido pruebas de pedofilia en Chile

La comisión sobre abusos sexuales de la Iglesia católica tiene pruebas de haberle entregado en 2015 al cardenal Sean O'Malley una detallada carta de una víctima de abuso.

Miembros de la comisión sobre abusos sexuales formada por el papa Francisco han mostrado pruebas de que en 2015 le entregaron al cardenal Sean O'Malley, máximo asesor de Francisco en la lucha contra los abusos, una carta detallando el caso de pedofilia del que fue víctima el chileno Juan Carlos Cruz.

O'Malley es conocido por ayudar a limpiar la diócesis en Boston después de que el escándalo de abusos sexuales en Estados Unidos estallara en 2002.

"Cuando le dimos (a O'Malley) la carta para el papa, nos aseguró que se la daría y hablaría de las preocupaciones", le contó a Associated Press la entonces miembro de la comisión Marie Collins. Añadió que días más tarde, el cardenal aseguró haber hablado con el papa sobre el tema y entregarle la carta de ocho páginas.

En la misiva, afirman, está un recuento del abuso sexual a manos del reverendo Fernando Karadima y además de los intentos de líderes eclesiásticos como el obispo Juan Barros por encubrirlos.

La carta se suma a la cantidad de denuncias que le hicieron víctimas al papa Francisco durante su visita a Chile. En esa ocasión, Bergoglio calificó como “calumnias” los señalamientos hacia el obispo Juan Barros de haber ayudado a encubrir los abusos.

Las acusaciones por abusos no son nuevas. Karadima fue condenado por el Vaticano a “una vida de penitencia y oración” debido a la cantidad de denuncias contra él. La Fiscalía abrió una investigación contra Karadima, pero después de unos años debió dejarla porque prescribió.

La carta que se hizo pública, así como su entrega al Vaticano, levantó muchas preguntas entre las víctimas ya que, durante su visita a Chile, el papa afirmó no conocer el caso de ningún afectado.

"Usted me dice con buena voluntad que existen las víctimas. Pero yo no las he visto, no se han presentado", dijo el papa a un grupo de periodistas en Chile.

Unos días después de esa declaración, O'Malley aseguró que las palabras del papa "fueron fuente de gran dolor para los sobrevivientes de abusos sexuales".

Luego de que miles de chilenos se indignaran ante las declaraciones del papa, Francisco cambió de postura y anunció que enviaría su más destacado investigador para tomar declaraciones sobre Barros.

YORUMLARI GÖR ( 0 )
Okuyucu Yorumları 0 yorum
Diğer Haberler