Más de 1.000 niños han sido secuestrados por Boko Haram desde 2013

Desde que el conflicto estalló en Nigeria hace casi nueve años, al menos 2.295 profesores han sido asesinados y más de 1.4000 escuelas han sido destruidas.

De acuerdo con reportes del Fondo de las Naciones Unidas para la infancia (UNICEF), los militantes de Boko Haram han dado continuidad a las campañas de violencia en las que más de mil niños fueron secuestrados y otros millones más fueron desplazados.

En una declaración previa al cuarto aniversario del saqueo de 276 niñas de la escuela de la ciudad de Chibok, UNICEF informó que los militantes han aumentado los ataques contra los niños con efectos devastadores en su educación y su futuro

Al menos 112 de las chicas permanecen cautivas por Boko Haram. El 19 de febrero, los militantes volvieron a organizar otro secuestro masivo de unas 112 niñas y un niño en la ciudad de Dapchi, noreste del estado de Yobe. Todos menos uno de los niños Dapchi fueron liberados mediante negociaciones secretas

“El cuarto aniversario del secuestro en Chibok nos recuerda que los niños en el nororiente de Nigeria siguen siendo atacados a una escala impactante”, dijo el representante de UNICEF en Nigeria, Mohamed Malick Fall.

“Son atacados consistentemente y expuestos a una violencia brutal en sus hogares, escuelas y lugares públicos”.

UNICEF señaló que el ataque en una escuela en Dapchi en el cual cinco niñas perdieron la vida, era sólo el más reciente indicio de que quedan muy pocos espacios seguros para los niños en el nororiente del país.

“Estos ataques continuos en contra de los niños en las escuelas son inadmisibles”, dijo Fall. “Los niños tienen el derecho a recibir educación y protección y el aula de clases debe ser un lugar en el que ellos se sientan seguros ante cualquier peligro”.

Este sábado, el movimiento #BringBackOurGirls (traigan de vuelta a nuestras niñas) celebrará una conferencia de aniversario en Abuja, capital de Nigeria. La conferencia fue titulada “Hacia una sociedad justa y buena: renovando nuestro compromiso con las niñas en Nigeria”.

Desde que el conflicto estalló en Nigeria hace casi nueve años, al menos 2.295 profesores han sido asesinados y más de 1.4000 escuelas han sido destruidas. La mayoría de estas escuelas no han vuelto a abrir sus puertas debido al daño excesivo de la infraestructura o a la inseguridad.

*Daniela Mendoza contribuyó con la redacción de esta nota.

YORUMLARI GÖR ( 0 )
Okuyucu Yorumları 0 yorum
Diğer Haberler